11.8 C
Asunción
sábado, mayo 25, 2024
spot_imgspot_imgspot_imgspot_img
InicioAgriculturaINBIO capacita a jóvenes estudiantes para liderar el desarrollo del sector agrícola

INBIO capacita a jóvenes estudiantes para liderar el desarrollo del sector agrícola

El Instituto de Biotecnología Agrícola (INBIO) a través del Programa de Agricultura Sustentable con Biotecnología (PASB) viene generando espacios de capacitaciones en Escuelas Agrícolas del Sistema MAG, en coordinación de la Dirección de Educación Agraria y con apoyo de Corteva Agriscience, a través de un acuerdo de cooperación institucional para la promoción y difusión de la biotecnología agrícola, cuidado del suelo, uso y manejo seguro de agroquímicos de modo que todo lo aprendido sea replicado en las fincas familiares. En el último año, este programa tuvo un impacto de más de 5000 personas  capacitadas en aula y campo, este programa se viene desarrollando desde el año 2019.

Para el desarrollo de sus actividades el INBIO instala parcelas demostrativas en cinco escuelas agrícolas, desde donde mediante la metodología “aprender haciendo” los estudiantes pueden participar de todo el proceso productivo de diferentes cultivos de renta y consumo como la soja, maíz, trigo, cultivos de cobertura, etc. en diferentes épocas. Este trabajo llega a la comunidad educativa en los diferentes días de campo, los cuales son oportunidades de difundir lo aprendido. 

Cada escuela tiene una realidad propia, por lo que se hace necesario que el programa del PASB, sea desarrollado conforme a esta, considerando: condiciones edafoclimáticas, equipamientos e infraestructura, otras actividades que desarrolla la escuela y la influencia regional. 

Los técnicos de las escuelas agrícolas, contraparte del PASB adaptan los métodos y técnicas que aprenden en las aulas y aplican en las parcelas demostrativas, logrando una producción más sustentable, apuntando siempre a la rentabilidad en cada ventana de siembra, de modo a que lo aprendido, los jóvenes estudiantes, puedan  replicar en sus fincas familiares o que les sirva en el campo profesional a futuro.

Por otra parte, cada año el INBIO impulsa capacitaciones complementarias en el aula, que permita acrecentar conocimientos en los estudiantes. Algunos de los temas desarrollados son: biotecnología agrícola, uso y manejo seguro de agroquímicos, preparación de forrajes, manejo de suelo, uso culinario de la soja, entre otros.

Para el desarrollo del PASB en las escuelas agrícolas, el INBIO gestiona el apoyo de otras instituciones y profesionales que puedan brindar capacitaciones en temas específicos. Algunas de estas organizaciones que acompañan este proceso son la Cámara de Fitosanitarios y Fertilizantes (CAFYF) y la Cámara de Exportadores y Comercializadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco). Se tiene planificado brindar capacitaciones referentes a administración y finanzas, de modo a brindar mayores herramientas a los estudiantes para el manejo de las actividades agrícolas. 

La gerente General del INBIO, Ing. Agr. Estela Ojeda destacó  la importancia del trabajo que se tiene en las Escuelas Agrícolas, los cuales tendrían mayor impacto si el año lectivo coincidiera con la etapa de mayores trabajos en la producción agrícola (primavera-verano), lastimosamente en el verano los jóvenes están de vacaciones y no pueden seguir muy de cerca a las parcelas demostrativas. “Creo que el año lectivo de las escuelas agrícolas no deben ser el mismo que las otras tecnicaturas” destacó la ingeniera.  

TRABAJOS EN ESCUELAS AGRÍCOLAS

Escuela Agrícola de San Pedro

Ubicada en el distrito de Santa Rosa del Aguaray, el PASB cuenta con una parcela demostrativa de 1 hectárea, dividida en 3 subparcelas, donde se tiene un esquema de rotación de cultivos con el uso de cultivos biotecnológicos. En una de las subparcelas se cosechó soja equivalente a 1.400 kg/ha en la zafra pasada (por primera vez en 3 años aprox.), en esa misma parcela se estableció maíz zafriña con brizanta ruziziensis que actualmente se encuentra en desarrollo.

La idea es construir una capa de materia orgánica que no se descomponga en tan poco tiempo, por eso optamos por la ruziziensis, que nos sirva de protector de suelo y retentor de humedad en la zafra venidera. En otra subparcela, se encuentra en desarrollo Kumanda Yvyra’i con Canavalia, de los que pretendemos cosechar semillas y así darle más tiempo a la raíz de kumanda yvyra’i para descompactar el pie de arado y penetrar hacia mayor profundidad.

En la línea de capacitación este año se proyecta realizar sobre temas como Biotecnología Agrícola, Manejo de Suelo y Manejo y Conservación de Forrajes.

Escuela Agrícola de Villarrica

Con un suelo que tiene un historial de más de 30 años de manejo convencional, cultivando caña de azúcar que es uno de los rubros más extractivos, con un suelo de más de 80 % de arena y aun en la marcada sequía de diciembre y parte de enero se logró cosechar granos de maíz equivalente a 2000 kg/ha, por primera vez desde que se inició la recuperación de suelo con el manejo conservacionista en 2019. Soja también se llegó a cosechar dentro de los parámetros nacionales de la zafra pasada. Además, se estableció una subparcela dentro de la parcela demostrativa del PASB-INBIO, donde establecieron los abonos verdes de verano kumanda yvyra’i con canavalia que actualmente se encuentran en desarrollo, en el caso de la canavalia próximo a cosechar semillas.

Cabe mencionar que la parcela, aparte de una degradación química y biológica, presentaba un alto nivel de compactación, con base en esa variable se toman varias decisiones como elección de abonos verdes y descompactación mecánica (subsolado). En febrero pasado, se demostró los avances y desafíos de la parcela demostrativa junto con sus objetivos y alcances en un Día de Campo en la parcela.

Actualmente, se tiene maíz zafriña sobre la parcela de soja, que será asociada con un abono verde de invierno que es la avena.

Escuela Agrícola de Caazapá

La escuela presenta varios años de trabajo consecuente con el PASB en la parcela demostrativa, la cual se divide en 3 subparcelas, rotando los cultivos para cerrar un círculo virtuoso dentro de los lineamientos de la agricultura de conservación. La zafra pasada se tuvo soja en una subparcela; en otra, el maíz presentó problemas de inundación para lo cual se están estableciendo acciones como elección de cultivos de cobertura con menor tasa de descomposición que evite la erosión e inundación; en tanto en la tercera subparcela se estableció un mix de abonos verdes compuesto por crotalaria junce, crotalaria spectabilis, y brizanta ruziziensis.

Actualmente, en la subparcela dónde había soja se encuentra en desarrollo el cultivo de maíz, que presenta varios atributos, entre ellos el control de malezas de resistencia a herbicidas, gracias al ‘’colchón‘’ de materia orgánica que dejan los cultivos de cobertura.

En el marco de las capacitaciones, se proyectan realizar varias sobre distintos temas en este año, sumado a las clases prácticas en la parcela demostrativa sobre temas que competen a una agricultura más sustentable.

Escuela Agrícola de Minga Guazu

Quizá una de las escuelas con un suelo mejor dotado en cuanto a propiedades de suelo, representativo de Alto Paraná, la escuela agrícola viene realizando una agricultura más sustentable que aterriza a los estudiantes mediante prácticas en la parcela demostrativa para tener el efecto de réplica mediante ellos. La parcela, si bien presenta atributos favorables de fertilidad, a su vez presenta una compactación significativa que disminuye el rendimiento considerablemente. Ante esta situación, se establece una planificación de cultivos combinada con prácticas de manejo con el fin de mejorar esta condición sin perder de vista la sustentabilidad y rentabilidad.

Con cosechas alentadoras de soja y maíz en zafra, en entre zafra se tiene maíz sobre soja y posteriormente se establecerá nabo forrajero para que con su raíz pivotante pueda descompactar la parcela. A partir de los resultados del nabo, se medirá la compactación para tomar medidas en menor plazo

Escuela Agrícola de Concepción

Una de las regiones con menos cantidad de lluvias en los últimos años, combinado con el suelo mayoritariamente arenoso que posee, lo convierten un ambiente sumamente desafiante para el desarrollo de una agricultura competitiva. En la parcela demostrativa tuvimos problemas de compactación muy marcados, para ello se estableció un plan de descompactación mecánica (subsolador) en otoño, seguido de cultivo de abonos verdes de invierno con raíces pivotantes y que aporten una cantidad considerable de materia orgánica que funcione de cobertura para el cultivo de primavera verano.

En el marco del PASB, se realizó el año pasado, en noviembre, una capacitación de ‘’manejo de la soja y su uso culinario’’ en conjunto con CAPECO. Este año se prevén una serie de capacitaciones en temas como: Biotecnología Agrícola y Manejo de Sostenible de Suelo

Sobre INBIO

El Instituto de Biotecnología Agrícola (INBIO) es una asociación civil sin fines de lucro, que tiene el propósito de promover un adecuado acceso al país de los productos derivados de la biotecnología agropecuaria y la incorporación ordenada de los mismos a la producción nacional, así como promoción y desarrollo de la investigación de biotecnología nacional. Siete gremios forman parte de la institución: CAP, APS, APROSEMP, FECOPROD, CAPECO, PARPOV y UNICOOP.

ARTICULOS RELACIONADOS
- Advertisment -spot_img

MAS POPULAR